FBI emite alerta por ciberataques a sistema de salud

Delincuentes cibernéticos están lanzando un ataque de ransomware a gran escala en contra del sistema de salud de Estados Unidos, advirtieron agencias federales el miércoles.

Expertos independientes en seguridad afirman que este tipo de ataques, en los que los delincuentes se apoderan del sistema y exigen una recompensa para liberarlo, ya afectaron a cuatro hospitales del país este mes, y podrían impactar a cientos más.

Alex Holden, director general de Hold Security, que ha seguido de cerca el referido ransomware por más de un año, estuvo de acuerdo en que la ofensiva actual no tiene precedentes en cuestión de magnitud en Estados Unidos.

Los problemas administrativos que causa el ransomware, que convierte los datos en símbolos ilegibles que sólo pueden desbloquearse con llaves de software entregadas una vez que la víctima realiza los pagos, podrían llevar al límite a los hospitales que ya se encuentran bajo intensa presión debido al incremento nacional de casos de COVID-19.

Los cibercriminales sospechosos del ataque, que se comunican en ruso, utilizan una variante de ransomware conocida como Ryuk, que se planta mediante una red de computadoras zombies conocida como Trickbot y que Microsoft comenzó a combatir este mes. A pesar de que la compañía ha tenido un éxito considerable en el desmantelamiento de los servidores de comando y control de Trickbot mediante acciones legales, los analistas afirman que los criminales siguen encontrando la manera de esparcir Ryuk.

Estados Unidos ha registrado una plaga de ransomware en los últimos 18 meses.

En septiembre, un ataque de este tipo afectó a 250 instalaciones de la cadena de hospitales Universal Health Services, obligando a médicos y enfermeros a tomar papel y bolígrafo para llevar sus registros, obstaculizando las labores de laboratorio.